Aprende algo, Freelancers

15 consejos para trabajar en casa y no morir (ni renunciar) en el intento

15 consejos para trabajar en casa y no morir (ni renunciar) en el intento

Ante la inminente cuarentena, algunos tenemos la alternativa (y la responsabilidad) de entrarle al home office. Si nunca lo has hecho, checa estos consejos para trabajar en casa sin sacrificar tu productividad ni tu salud mental.

1. Controla tus expectativas.

Hay dos tipos de personas: quienes piensan que trabajar en casa es otra forma de tener vacaciones y los que creen que el home office es el paso previo a la anarquía y la caída de la civilización.  

Quizz tipo de home worker
Hacer quizz: Home Office: ¿Qué tipo de home worker eres?

Como alguien que tiene un año trabajando desde casa,  solo puedo decir que ambos se equivocan. El trabajo remoto implica una mayor responsabilidad laboral, porque ahora te toca resolver problemas técnicos, monitorear tu propia producción y gestionar eficientemente tu tiempo. Claro que también tiene grandes ventajas, como evitar el desgaste del traslado y, por supuesto, trabajar con mayor comodidad. *Agita su margarita 😎🍹*

2. Mantén una estructura.

Sin la presencia de tu jefe viéndote feo cada que llegas tarde, es muy fácil perder la noción de los horarios y esto, aunque suene tentador, puede causar un desajuste en tu rutina que hará que le dediques más tiempo al trabajo que cuando ibas a la oficina.

trabajr en casa

Sigue poniendo tu alarma, desayuna y preséntate al trabajo a la misma hora que lo hacías y con casi el mismo arreglo personal que si fueras a ver a tu crush de la oficina. Lo que nos lleva al siguiente punto:

3. ¡Báñate! 

O al menos cambiate de ropa. Ya sé, seguro piensas, “equis no voy a ver a nadie”, pero igual tendrás que estar contigo y después varios días, vas a extrañar el look y el aroma que tenías antes del exilio.

Sí, se vale trabajar en shorts, sandalias y sin bra, pero por salud mental, levántate de la cama y quítate la piyama.

trabajar en casa

4. Ten un área adecuada para trabajar en casa.

No, tu cama no es un lugar adecuado. Primero, porque tu espaldita va a colapsar al tercer día; y segundo, porque las camas fueron diseñadas para descansar (entre otras actividades mil más divertidas que trabajar) .

Si te llevas chamba a la cama, empezarás a asociar este espacio con tu trabajo y toda esa energía de la que no quieres saber nada cuando es hora de dormir. 

5. Ponte metas diarias.

Cada uno de tus días tiene determinadas horas de trabajo, entonces, proponte avances que puedas cumplir en una jornada y date la satisfacción de palomear cada día al menos una tarea de tu checklist. Y cuando se te complique priorizar u organizar tus tareas, considera esta técnica:

diagrama de eisenhower para organizar tareas

6. Concéntrate.

Ya sé, es difícil lograr esto en un mundo donde existe TikTok.

@trabajoendigital

CEO’s en Homeoffice y tú como trabajas desde casa? ##trabajo ##digital ##parati ##viral ##fyp ##fullhousechallenge

♬ sonido original – trabajoendigital

Pero será necesario hacerlo para demostrarle a tu jefe que puedes cumplir con tu chamba sin necesidad de que te esté videollamando cada 15 minutos. Si se te complica cerrar Twitter, checa esta técnica de concentración. Son 25 minutos de  chamba, por cinco de descanso.

método Pomodoro

7. Pero también distráete.

Sin tu amika de la oficina que diario te pide que la acompañes por taquitos de canasta y sin ese compañero que te pregunta cosas que podría googlear, corres el riesgo de concentrarte demasiado. Y esto es maravilloso para tu productividad, pero terrible para tu ciática. 

Al trabajar en casa, haz pausas de vez en cuando y levántate por un cafecito; total, no es como si en la oficina estuvieras TODO el tiempo frente a la computadora.

Cuando trabajes en casa, distraete casi tanto como cuando ibas a la oficina

8. Chécate, mídete, muévete

Aunque al principio no parezca, a tu cuerpo le va a hacer falta tu carrerita diaria al metro y el crossfit que hacías al intentar entrar al vagón. Ahora que estaremos en casa, haz pausas dentro de tu jornada para hacer estiramientos y date un tiempo diario para hacer ejercicio. Tu yo post-cuarentena te lo va a agradecer. 

Haz ejercicio durante la cuarentena

9. Si tienes personas a tu cargo: confía en ellas

Estar codo a codo (y germen a germen) con tu equipo de trabajo te da la certeza de que al menos están haciendo como que trabajan; por eso para muchos jefes es complicado migrar al esquema del home office sin sentir que van a perder el control de la operación. Si es tu caso, tenemos algunas sugerencias para ti:

  • Asegúrate que todo tu equipo cuente con las condiciones técnicas para trabajar en casa (equipos de cómputo, internet, escritorio). Si no es el caso, será tu responsabilidad proveer alternativas.
  • Establece deadlines claros y una agenda para revisar avances (esto te evitará tener que monitorear constante e innecesariamente a tu equipo).
  • Mantén abiertos los canales de comunicación. La base del home office es la confianza, escucha a tu equipo y conoce sus necesidades; quizá para algunos sea más fácil adaptarse a esta modalidad de trabajo, mientras que otros necesiten un poco más de atención. Lo importante es que puedas ajustar tu gestión a las características de cada quien para que no descuides a los distraídos, ni abrumes a los aplicados.

10. Usa herramientas para mejorar la comunicación con tus colegas

Quizá lo más práctico sea mandar mensajes de Whatsapp, sin embargo, hay otras alternativas para mantenerte en contacto con tu equipo y administrar tareas sin saturar su teléfono personal.

Herramientas para el trabajo remoto
Hangouts Aplicación de mensajería de Google, con la que ahora también puedes hacer videollamadas, sin usar tantos recursos en PC y datos móviles. 
Slack Si has sido Godín, seguro la conoces. Desde su web o la app para escritorio puedes abrir chats y hacer videollamadas, con algunos recursos extra como un botón para solicitar el turno de la palabra.
Doodle Si lidereas equipos grandes, esta es una gran opción para convocar a una reunión sin armar una cadenota de mensajes investigando los horarios de todos. No requiere registro, ni instalación y te permite hacer la convocatoria de una forma sencilla, e incluso puedes proponer varias horas para que los invitados voten por cuál les queda mejor.
Trello Herramienta para gestionar proyectos y dar seguimiento a actividades que involucran a varias personas. Es flexible y fácil de manejar, y lo mejor, su versión gratuita es bastante eficiente.
AsanaTambién te permite organizar, asignar y dar seguimiento a tareas, con la ventaja de que todos los participantes del proyecto pueden ver y comentar los avances de cada quien.

11. Pon límites.

No porque tu oficina sea en casa significa que tienes que estar disponible para tu jefe 24/7. Respeta (y haz que los demás respeten) tu horario de trabajo. Como trabajador a distancia, sigues conservando todos tus derechos laborales, entre ellos: tener una vida fuera de la oficina.

12. Desconéctate.

¡No abras ese correo! Es una trampa. Si ya se acabó tu jornada, apaga tu lap y haz cualquier otra cosa que no sea estar frente a la pantalla. Lo que te proponemos es que te separes unos minutos al día del mundo digital y te des un respiro del trabajo y las noticias del Coronavirus.

cuando trabajes en casa, desconéctate de vez en cuando

13. Pero no te aísles.

Que mantengas cierta distancia física no quiere decir que te conviertas en un ermitaño. Márcale a tus cuates de vez en cuando o videollama a tu mamá; en serio, mantente en contacto o tu mente empezará a hacer sus propios amigos. 

Trabajar en casa no significa convertirte en un ermitaño

14. Pon atención a tus emociones

Es común que los trabajadores remotos tengan sentimientos de soledad y también altas tasas de preocupación por su futuro laboral. Si llegas a experimentar pérdida de apetito o insomnio, cansancio, dificultad para concentrarte, irritabilidad o una tristeza inexplicable, habla de lo que sientes con alguien de confianza y busca ayuda de un profesional de la salud mental. En estos tiempos de incertidumbre, todos necesitamos apoyo y contención.

15. Y prepárate…

Aunque se han tomado diversas medidas para frenar el impacto del COVID-19, lo cierto es que no tenemos certezas de cuáles serán sus consecuencias a mediano y largo plazo; así que ahorra, come bien, toma mucha agüita y pule tus habilidades para trabajar en casa porque lo único seguro en este 2020 es que cualquier cosa puede pasar.

Prepárate para el futuro

Y si ya le agarraste el gusto al trabajo remoto, crea tu perfil en Trabajo en Digital y encuentra más oportunidades laborales para ir a la oficina, sin salir de casa. 


Fuentes

Nuestra guía del freelancer

Intenta de nuevo, por favor: error en la suscripción.
¡Gracias por suscribirte!

¡Suscríbete al blog!

Recibe las guías que publicamos 1-2 veces al mes. Aprende desde la creación de CV, cómo volverte un freelance experto y cómo exigir tus derechos laborales.

Abril Romero

Escritora / Tía millennial. Fue reclutadora; hoy hace el blog más chingón de la industria digital.
Abril Romero
Written by - - 2134 Views

No Comment

Please Post Your Comments & Reviews

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Follow by Email
Facebook
Twitter